viernes , diciembre 13 2019
Inicio / Editorial / “Ad referéndum”

“Ad referéndum”

Ni pájaros de mal agüero, ni aguafiestas, ni nada por el estilo. Sólo que recordamos otros momentos políticos, similares al actual dentro del Partido Colorado.

Ahora todo está bien. Ya se conformó la mesa de Diputados, hoy la del Senado y las aguas, bajan mansas por donde se mire. Incluso habría ya un ok para sacar sin que sea un Frankestein, la muy traída y llevada Reforma Impositiva.

Una especie de “deja vú” político nos remite a otras circunstancias. Por ejemplo, durante la campaña colorada. Abrazos, propósitos comunes, todos de la mano, saludando al pueblo desde la televisión.

Que buena onda. El día después de las elecciones, todo cambio. Cara de perro. Teléfonos que no se atienden, una nebulosa, ¡qué pasooo!!!. Luego el gran golpe,  de la mano del nunca bien ponderado Fernando Lugo,  acicateado y acompañado por el nuevo oficialismo colorado, dejaron de lado al senador más votado en la compulsa, nada menos que al líder de HC, quien desde el primer minuto llamó a todos sus partidarios a trabajar sin rencor alguno por el candidato colorado. Ante la reticencia de muchos a la vista de la traición que se estaba gestando, llegó a amenazarlos que iban a perder su amistad si se apartaban de ese camino.

Pues bien, gracias a él, se logró la victoria apenas raspando a tal punto que el antipático Efraín tardó mucho tiempo en reconocerla.

Le pagaron, nos perdonan la dureza, dándole una patada en el Senado.

Pese a ello HC siguió mirando el interés del país. “El país primero”, lo dijo siempre y sus legisladores y el mismo, acompañaron todo proyecto que suponía mejores días para los compatriotas. Hasta ahora.

Pero sucesos donde fueron defraudados por el oficialismo actual existen a montones.

Ahora nuevamente hay un “abrazo republicano”. Todas son sonrisas y promesas de cooperación y respeto mutuo.

Es cierto que hay una gran diferencia. Pedro Alliana ya es presidente electo. Promesa cumplida. Lo facilitó también el hecho de que el líder sureño es carismático, le cae bien a Tirios y Troyanos, por lo cual  todo resultó más factible.

Lo primero que se ve es que saldrá ganando el gobierno. El Congreso, tan turbulento y venido a menos, no le será indócil. Y se vienen leyes de primera importancia, tal como la Reforma Impositiva, que aparentemente incluye el ok para la conformación de las mesas directivas.

Como el diablo sabe por diablo, pero más por viejo, algunos memoriosos sostienen que la “gente no cambia”, que una vez logrado su propósito las cosas volverán a ser como antes. Con la sonrisa en la cara y el puñal en la espalda. A veces ni siquiera la sonrisa.

El líder de HC, una vez más prestándose al dialogo.  Sin tapujos. No tiene temores de algún tipo, pese a las malas experiencias. Primero están los compatriotas.

En fin, en plan de ponernos en onda positiva sería bueno que la experiencia pasada sirva como aprendizaje de que los enfrentamientos irracionales, solamente causan mucho daño. Ahora habrá que ver si estos pasos se consolidan y si sabrán administrar sus diferencias en forma democrática, en los marcos de la ley. La elección de la mesa directiva del Senado, prevista para la fecha, será otro paso importante.

Todo bien. Pero “ad referéndum” de lo que se haga en el futuro.

Commentarios

comentarios

Mira también

Voces de alarma

Pasó poco tiempo de iniciado el “estudio” del PGN 2020 en el Congreso para que …