Jueves , septiembre 20 2018
Inicio / Editorial / “Calé” tiró al córner

“Calé” tiró al córner

FacebookGoogle GmailOutlook.comGoogle BookmarksTwitter

Tiene razón OGD, como se lo llama ahora. Oscar González Daher, el primer blanco de los fonopinchazos eufemísticamente “audios filtrados” según ABC Color. ¿Cuándo no? Ni lo defendemos ni lo atacamos. Eso lo tendrá que dilucidar la Justicia, esperemos que no esté “empujada” por el dueño de vidas y haciendas de nuestro país, Don Aldo “Acero” Zuccolillo. Pero que la Justicia necesita clarificarse, transformarse, transparentarse, es algo que nadie en su sano juicio lo discutiría.

Hace tiempo que OGD está en el tapete. Pero ahora, al fin, salió con algo interesante. Todo el mundo (especialmente Zuccolillo) le pide que renuncie a estar en la lista para el Senado de la ANR, nada menos que para las próximas elecciones generales. Aunque claro está que el objetivo de la campaña es menoscabar las chances del Partido Colorado en beneficio del candidato liberal.

Y el hombre se mantuvo callado un buen tiempo, pero ahora soltó algo que le hizo parar la oreja a todo el mundo: “Yo renuncio, si Calé Galaverna, también lo hace…” Y explicó que ello correspondía porque el otrora calesitero era un violador confeso de la Constitución Nacional ya que se atribuyó el delito manifestando para quien quería escucharlo que él, junto a otros capitostes de la política de entonces, habían amañado los resultados de la elecciones generales del 92, imagínese el lector, para echar tierra sobre el triunfo de Luis María Argaña y encumbrar al entonces brillante y prometedor empresario, Juan Carlos Wasmosy, en su lugar. Hasta dijo cómo lo hicieron, anulando actas, llevando votos de aquí para allá etc.

Vaya delito, de lesa Patria.

Pero estamos en Paraguay no pasó nada. Todo el mundo se escandalizó gua´u, pero pasó el tiempo y todo el mundo lo fue olvidando hasta que ahora lo vuelve a poner en el tapete el semiahogado OGD.

Pues el bravucón Calé en lugar de ensayar aunque sea alguna explicación a tan bochornoso acontecimiento, se hizo el ñembotavy y “tiro la pelota al córner”, como señaló ayer nuestro diario. Se rehusó totalmente siquiera  a hablar del asunto y adujo que no estaba dispuesto a “pisar el palito”, entiéndase una trampa tejida no sabemos por quién, para que el hombre pague por sus múltiples desaguisados de una buena vez.

Si bien esta anécdota, que seguramente no pasará más que de eso, no forma parte directamente del tema de los “audios filtrados”, tiene que ver un poco con la perentoria necesidad de que se corrijan viejos rumbos, y que termine la impunidad que los facilitó.

Es perentoria la renovación de la Justicia. Estamos de acuerdo, ya lo dijimos. Pero también lo hemos denunciado. Se usan varas diferentes para los mismos delitos. Y se elige  a quien inculpar con los famosos “fonopinchazos”. Así no. No es Justicia. Es persecución. Es vendetta. Es oportunismo político en víspera de elecciones.

Commentarios

comentarios

Mira también

Taller de capacitación sobre “Arqueología: Ciencia, Cultura y Turismo”.

Capacitan en “Arqueología: Ciencia, cultura y turismo”

ASUNCIÓN.- Funcionarios de las Misiones Jesuíticas de Santísima Trinidad y de Jesús de Tavarangüé, en …