Miércoles , noviembre 21 2018
Inicio / Editorial / Con la carne, ¡no señores!

Con la carne, ¡no señores!

FacebookGoogle GmailOutlook.comGoogle BookmarksTwitter

El tema del “contrabando feroz”, como lo bautizó nuestro diario, fue una nube de tormenta en un cielo claro. Cuando las cosas marchaban perfectamente, todo el mundo contento y haciendo buenos negocios, de pronto apareció esto como una gravísima amenaza en el horizonte.

E involucrado nada menos que el mayor frigorífico de la región, que requirió una inversión multimillonaria y que da trabajo a una enorme cantidad de gente. Su dueño, un brasileño, magnate de la carne, habituado a este tipo de negocios, con cuantiosos intereses en el vecino país, metido en un caso realmente inentendible. ¿Por qué?, por ganar unos pesos más cuando sus réditos son siderales en un intercambio sumamente ventajoso, cotizado en millones de dólares, viene a cometer este tipo de disparates.

Realmente un contrasentido.

Ahora aclararon el tema parcialmente, el abogado de la firma hablando en el programa “Despertar”, por radio 1.000 y la 107.5 de CDE, negó las irregularidades, sin disiparlas del todo, en especial lo relacionado al hecho de introducir sin permiso carne brasilera, para exportarla como paraguaya, aprovechándose del status del producto local.

En este momento se expone a una multa inédita de 15 millones de dólares y está imposibilitado de exportar a los más grandes países importadores del preciado alimento.

Una pena. Pero sobre todo una honda preocupación. Hechos como éste, si no se aplica una mano durísima, pueden tirar por la borda todo el prestigio del país en esta materia. Un sitio ganado a costa de grandes sacrificios y renunciamientos tanto del sector público como del sector privado.

Tras décadas de esfuerzo, Paraguay, nuestro pequeño país,  ostenta hoy día nada menos que el octavo lugar mundial en materia de exportación de carne. Estamos en el top ten mundial y progresando diariamente.

Y viene a pasar esto. Categóricamente no hay que permitirlo. No debe volver a ocurrir. Nada ilegal en torno a la producción de carne con miras a la exportación. Esto es fácil decirlo, pero difícil hacerlo. Ante el hecho consumado de que este “contrabando feroz”, pasó delante de las narices de todo el mundo, el tema sube de tono hasta ponerse de un negro oscurísimo. El abogado de la firma en la aludida conversación con 1.000/107.5 dijo que la fiscalía había imputado a los choferes de los camiones (¿?). Pobre gente, nada que ver. Hay que echarlos a patadas a todos los involucrados en la cadena de sobornos que habrá sobrevenido. Desde la frontera, los aduaneros, la gente de Senacsa, los inspectores que estaban en el mismo frigorífico, todos…a la calle y procesados, no ir a disfrutar de la fresca viruta luego de cometer semejante desaguisado.

El frigorífico ahora va a ser rehabilitado parcialmente y está bien. Demasiada gente depende del mismo. Pero hay que mantener las demás sanciones, bien duras.

Que sirvan de advertencia para otros que quieran “hacerse de los vivos” en este menester clave para la economía paraguaya.

Como decía el Dr. Francia, “el afusilamiento no corrige al muerto, pero atempera al vivo”.

Commentarios

comentarios

Mira también

Del discurso, a los hechos

Después de escuchar atentamente el discurso del presidente paraguayo en la última Cumbre Iberoamericana, nadie …