Sábado , noviembre 18 2017
Inicio / Columnistas / Los roedores no resisten las alturas

Los roedores no resisten las alturas

FacebookGoogle GmailOutlook.comGoogle BookmarksTwitter
Por: Cirilo Ibarra Enciso. Periodista de ADN en Mariano Roque Alonso
Por: Cirilo Ibarra Enciso. Periodista de ADN en Mariano Roque Alonso

Paulatinamente el soberano pueblo le está “expidiendo” el certificado de defunción a la supuesta organización “Ya estamos cansados de sus leyes (Yaescaley)”. Esa sociedad que fue creada por unos pocos sinvergüenzas y haraganes, queriendo instalar el cuento de que la organización lucha por “un Paraguay mejor”.

Aquellos “vividores” (así son conocidos en las redes sociales), cuando comenzaron la campaña, parecían creíbles y tuvieron seguidores, pero rápidamente fueron desenmascarados. Hay que tener en cuenta que los fines de una organización se deben exteriorizar a través de declaraciones de principios y de códigos de ética, decálogos, credos, slogan, etc. Pero en Yaescaley sus dirigentes son los primeros en carecer de principios y éticas. Los Alberto Meza, Leo Florentín, Alberto Velázquez, Lilian Cazal, etc, no son precisamente ejemplos de principios, de ética y menos de honestidad y trabajo.

Para muchos son unos roedores, aunque se aclara que ese “sobrenombre” no es por los que son, sino por los que dicen siempre. Para ellos, quienes no están con ellos… son ratas, ladrones y los políticos son “chupa sangre, cáncer del Paraguay”.

Cuando estos mismos personajes fueron a atacar el local del diario ADN, el año pasado, buscando incidentar y pidiendo que los trabajadores salgan a enfrentarlos, utilizaron los mismos términos. Es decir, al no tener respuestas a sus agresiones, trataron de ratas a los periodistas de este matutino.

Sin embargo, en los últimos tiempos son ellos, los de Yaescaley, los que parecen realmente roedores, porque no resisten la altura. Creyeron estar muy alto y ahora se están arrastrando, a tal punto que ellos mismos reconocen que ya no tienen ningún respaldo de la gente.

Hacen recordar aquel cuento y reflexión que tuvo como protagonista a un piloto inglés. Cuando estaba volando con su máquina se percató de la presencia de una rata en la cabina. Tuvo temor, porque el roedor podía ocasionar algún daño al sistema eléctrico de la nave, pero al mismo tiempo recordó que alguien le dijo que las ratas no resisten las alturas.

La reflexión y enseñanza que deja el cuento es que si uno tiene amenazas de destrucción de unos roedores, por envidia, calumnia, injusticia o maldición, lo único que debe hacer es volar más alto.

Actualmente, los de Yaescaley, quienes serían pagados por el senador Eduardo Petta y a pesar del total descredito, buscan líos y tienen como blanco de sus ataques al presidente de la República, Horacio Cartes, porque no promulgó el proyecto de Ley Nacional de Transito y Seguridad Vial. Pero evidente que no podrán contra el jefe de Estado, porque es alguien que vuelta alto para ellos.

La Ley de Tránsito fue un proyecto impulsado por Petta, probablemente con algún interés oscuro y posiblemente los Florentín, Meza, Velázquez, Cazal y tal vez dos o tres más, iban a tener interesantes tajadas.

Cuando el jefe de Estado vetó esa evidente “maniobra” del ex director de la Policía Caminera, excolorado, exEncuentro Nacional, hoy de vuelta colorado y quien sabe de qué partido será mañana, los de Yaescaley volvieron a convocar a la gente para una marcha, manifestación contra Cartes.

Nadie les dio apoyo y es evidente que ya necesitan la “extremaunción” y posteriormente el mismo supuesto pueblo que tienen, les dará el certificado de defunción.

Leo Florentín no aguantó más y escribió en su cuenta de facebook: “Hoy siento una decepción total de la gente que no tiene sentido de pertenencia y amor a su país a la hora de salir a defender la patria amada”.

Agrega: “Hoy como grupo nos sentimos dolidos por la falta de apoyo… nos sentimos como unos locos batallando contra los tiranosaurios que devastan al país. Esta lucha sin apoyo es desgastante, desesperanzador y con fecha de vencimiento”, sostuvo.

Tal cual, con fecha vencimiento, porque las mentiras tienen patas cortas. Y se está acabando los chorros para estos personajes, a quienes Juan Francisco Díaz Vera, por ejemplo los calificó de “borrachos vividores de mierda”. Añadió que trabajan para sus beneficios oscuros y dijo también que Leo Florentín le robó y sentencia con la frase dirigida a Florentín: “Perdieron credibilidad che hermano”.

Otro punto muy cuestionado a los sinvergüenzas, es la continua violación de la Constitución Nacional. El Art. 33 “Del derecho a la intimidad” indica, entre otras cosas que “Se garantizan el derecho a la protección de la intimidad, de la dignidad y de la imagen privada de las personas”. Sin embargo, Alberto Meza, cree que está por encima de la propia Carta Magna. Por ejemplo, filma a presuntos infractores introduciendo cámara hasta en el habitáculo de un vehículo. Este es un recinto privado y “un recinto privado es inviolable” (agrega la CN), solamente con orden judicial y con sujeción a la ley podrá ser revisado.

Por suerte ya desaparecerán esa sociedad de estos quienes ni se sienten paraguayos, porque hablan “de sus leyes” y las leyes son nacionales y rigen para todos los que habitan éste bendito país.

Commentarios

comentarios

Mira también

Varios rodados fueron llevados al corralón por no estar en regla.

Anuncio de llamado a licitación para mejorar servicio de transporte quedó en la nada

Son insistentes las quejas de los usuarios del servicio del transporte del distrito de Presidente …