Domingo , octubre 21 2018
Inicio / Impreso / Nicanor reconoce que tiró la toalla

Nicanor reconoce que tiró la toalla

Nicanor Duarte Frutos admite que tiró la toalla y se “resigna” a ser director de la EBY. En la imagen, se le observa con el actual titular de la entidad, Ángel María Recalde.
FacebookGoogle GmailOutlook.comGoogle BookmarksTwitter

Luego de haber sido testigos de su postura decidida y firme en pos de obtener la banca en el Senado para la que fue elegido y proclamado, resulta bastante sorprendente escuchar a Nicanor Duarte Frutos estar resignado ante un futuro como director de Yacyretá y no como legislador. “Es una decisión tomada por el presidente electo”, aseguró.

ASUNCIÓN.- Ahora resulta que Duarte Frutos ve que hay mucha tensión en el cartismo, que supuestamente, y según Enrique Vargas Peña, le está “apretando” para que no acepte Yacyretá y siga insistiendo con su banca en el Senado.

Resulta que el único que cambió de postura fue Nicanor, el cartismo siempre defendió su derecho a tener la banca para la que fue electo y proclamado, y es precisamente lo que seguirá haciendo aunque a él ya no le interese. Pero ahora siente que se le “aprieta”, lo cual es aprovechado por el perifonero desquiciado para atacar –cuando no- al gobierno y al presidente Horacio Cartes.

Según Nicanor, “siempre hay tensión en esto, pero la decisión está tomada por el presidente electo, y nosotros estamos con ánimo de contribuir en esta institución y el debate que se plantea me parece totalmente banal; veremos qué pasa”.

Comentó que la Ley de las binacionales obliga al presidente de la República a enviar, en el plazo de 60 días a partir del 15 de agosto, los pedidos de acuerdo para los directores de Itaipú y Yacyretá, así que no se aguardará poco para saber si el Senado acepta o no su designación como director de la EBY.

“Pero la discusión de que vayamos a jurar, de que hay que esperar el 15 de agosto, eso para mí está fuera de la agenda. Conozco muy bien esta película; me gustaría estar en el Senado y si me dicen que hay los votos, allí estaré hoy, mañana. Pero lo que no quiero más es que me digan que hay los votos, me voy y regreso manoseado y humillado. Eso no es bueno hacerle a nadie”, añadió.

De manera bastante incoherente aseguró que seguirá luchando por obtener su banca, que es legítima, pero que el debate sobre la situación ya no tiene sentido en este momento. Es muy difícil imaginar cómo podrá seguir peleando porque se le permita jurar como senador desde su sillón de director paraguayo de Yacyretá.

Commentarios

comentarios

Mira también

Iglesia Virgen del Rosario, construida por indígenas y jesuitas, que fue habilitada en 1761.

Pirayú, “ciudad con historia, cultura, artesanía y alegría”

Pirayú es una ciudad muy tranquila, adornada con casas coloniales pintadas colores llamativos y agradables. …