miércoles , noviembre 20 2019
Inicio / Editorial / Paková piré

Paková piré

Uno no puede dejar de indignarse y preguntarse una y otra vez. Pero, ¿por qué no? ¿Qué es lo que pasa? Es algo tan elemental, tan fácil de comprender que tiene que ser así porque todas las ventajas están de parte de la iniciativa. Pero no. En Paraguay, triunfa siempre la sinrazón. Lo que no tiene lógica, la cultura del pokaré.

Hace pocos días la ciudadanía vio con asombro que los productores bananeros de diferentes regiones del país estaban cortando la ruta 7 a  la altura del kilómetro 80, exigiendo que los ministerios, las gobernaciones y los municipios, responsables de la merienda escolar, incluyan la banana nacional en la dieta de los niños.

Pero, cómo se pregunta uno… ¿tienen que cortar la ruta para que se haga algo tan elemental? No puede ser. Es bárbaro que el gobierno, las autoridades respectivas, no pongan mano dura hasta que se concrete esta iniciativa que es lo más loable, no tiene contra,  como dirían en  el Río de la Plata.

Para más, salió una ley al respecto hace ya mucho tiempo, en la misma se legislaba orondamente que la banana era un  complemento nutricional necesario para la comida de los niños y que debía incluirse en la dieta. Posiblemente manos negrísimas operaron para que ello no se concrete y entonces nunca se reglamentó  ni se llevó a cabo el tema.  Posiblemente lo demoran al máximo,  porque tienen  proveedores de rubros industrializados en China o en países limítrofes, comida basura, chatarra,  que traen en containers por grandes sumas, de las que se derivan “comisiones” a los muchachos, para que el requerimiento duerma el sueño de los justos.

Los labriegos desesperan con su magnífica producción, hermosas bananas, sanas y libres de agroquímicos ni otras substancias “raras”,  que se pudren en sus chacras  en lugar de estar contribuyendo a formar niños sanos y bien  alimentados, esperanza de un país mejor que el que tenemos.

Un delito de lesa patria, exagerando un poco. La banana nacional, no tiene que envidiar a la del Brasil o de otros países por su calidad. Es más dulce y sabrosa que cualquier fruto que se produzca allende las fronteras.

Resulta realmente vergonzoso e incomprensible que tengan que salir a cortar rutas para que se les de pelota, en un  tema donde a todas luces sale ganando el pueblo, los campesinos tan necesitados y los niños que están educándose para salir a pelear en un mundo cada vez más exigente.

Ahora, la gente del MAG llamó a conferencia de prensa para anunciar grandilocuentemente –después de los cortes de ruta- que ya estaba la reglamentación y que había luz verde para las licitaciones. Veremos. Si vuelven a no cumplir deberían ser cesados sin más, si no pueden dar salida a estas cuestiones tan elementales.

Este es el único país de la región que aún  no incluye la banana en la merienda escolar, se leía en una de las pancartas.

Dudoso récord. Aplazadas las autoridades  del MAG, MEC, gobernaciones y municipios, que están dando largas a este asunto.

Como se diría en nuestra dulce lengua nativa. ¡Paková piré gratuito para  el gobierno!

Commentarios

comentarios

Mira también

Voces de alarma

Pasó poco tiempo de iniciado el “estudio” del PGN 2020 en el Congreso para que …