Sábado , diciembre 3 2016
Inicio / Impreso / Problemas en la disidencia

Problemas en la disidencia

Senador Silvio “Beto” Ovelar.
FacebookGoogle GmailOutlook.comGoogle BookmarksTwitter

La supuesta unidad granítica de la disidencia colorada no es tal y hay varias grietas que cada vez se notan más. A Silvio Ovelar le molesta que su colega de bancada en el Senado, Juan Carlos Galaverna, se muestre tan cercano al presidente Horacio Cartes, justamente la piedra en el zapato del sector.

Juan Carlos Galaverna (i) y Horacio Cartes; el acercamiento de ambos molesta a los disidentes colorados.
Juan Carlos Galaverna (i) y Horacio Cartes; el acercamiento de ambos molesta a los disidentes colorados.

ASUNCIÓN.- No todo lo que brilla es oro parece ser el refrán que viene justo a la disidencia colorada en la Cámara de Senadores. Aunque ya no queda rastro de lo que fuera el G-15 el año pasado y solamente permanezcan 8 senadores fieles a Colorado Añetete, suelen actuar en bloque, mostrando una unidad granítica que está muy lejos de ser realidad.

La frase dicha por Ovelar de que le gustaría “un Juan Carlos Galaverna más distante de Cartes” no es cualquier cosa, sino que demuestra que las bases mismas del movimiento, que fue justamente creado para atacar al presidente de la República, están horadadas por diferencias estructurales de fondo.

La verdad es que Cartes y Galaverna fueron muy unidos hasta que el senador se molestó porque el jefe de Estado no hizo caso a su recomendación de que eligiera como su candidato a la Presidencia de la ANR a Mario Abdo Benítez. Más que nada, lo de Calé fue una suerte de orgullo herido, puesto que, hasta ese momento, el presidente había seguido sus recomendaciones a pie juntillas.

Así que el enojo de Marito se sumó al de Galaverna y otros, que fueron los que decidieron llamarse primero disidentes y luego le encontraron el nombre a su movimiento, que quedó como Colorado Añetete.

Y aunque Calé suele aprovechar los espacios que le dan los medios para atacar a los asesores de Cartes, casi siempre se cuida de no incluir en la bolsa de gatos al mismo presidente, con quien, al parecer, sigue reuniéndose periódicamente, en encuentros secretos que se sospechaba que existían, pero no había pruebas hasta que el mismo colega de Calé, Ovelar, lo confirmó ayer en una entrevista radial.

Pero el senador disidente no se detuvo allí. Cuando le preguntaron su opinión sobre la posibilidad de que Cartes y Fernando Lugo se vuelvan a postular a la Presidencia de la República, según lo dicho por Lilian Samaniego y respondió que su colega oficialista lo que hizo fue lanzar pirotecnia para distraer la atención de la ciudadanía.

Commentarios

comentarios

Mira también

Integrantes del Poder Judicial se congregaron frente al Supremo Tribunal Federal (STF) en Brasilia, para protestar contra las enmiendas hechas por diputados a una ley anticorrupción

Brasil: Fiscales del caso Lava Jato amenazan con renuncia colectiva

Los fiscales que investigan la red de corrupción en Petrobras amenazaron con una renuncia masiva …