Inicio / Impreso / Caso UNA podría terminar en un gran vyrorei e impunidad

Caso UNA podría terminar en un gran vyrorei e impunidad

El caso de la Universidad Nacional de Asunción (UNA), en donde fue detectado un festín con los recursos públicos y repudiables hechos de corrupción, está terminando en un gran vyrorei e impunidad. La jueza Penal de Garantías, María Gricelda Caballero, resolvió en diciembre pasado, el sobreseimiento de una persona y la suspensión condicional de procedimiento para 35 imputados. Ayer, el exrector de la casa de altos estudios, Froilán Peralta, nuevamente empleó una medida dilatoria para frenar la realización de la audiencia preliminar por “planillerismo”. Salió del Tribunal con una sonrisa más grande que su vergüenza.

ASUNCIÓN.– Peralta para burlar a la Justicia cambió oportunamente de abogado defensor, por lo que el Juzgado no tuvo más remedio que aplazar la audiencia, que fue fijada nuevamente para el viernes 7 de abril. La investigación sostiene que Froilán contrató a personas que aparecían como docentes sin contar con el perfil académico requerido para el cargo en la Facultad de Ciencias Veterinarias. Además, se comprobó que su secretaria privada, Tatiana Cogliolo, percibía un salario de G. 12.600.000 y contaba también con rubros de profesora de dos cátedras, siendo maestra parvularia.

Por otra parte, la jueza Caballero, en diciembre pasado otorgó una salida procesal a los encausados, en el caso que investiga los cobros indebidos en la Universidad Nacional de Asunción (UNA). Con esta medida, los imputados aceptan el hecho y ofrecen un resarcimiento como reparación del daño social,  evaden la cárcel, se burlan de la ley y del pueblo.

La magistrada también otorgó el sobreseimiento definitivo a uno de los procesados, y en el mencionado mes concedió la suspensión de la audiencia preliminar del exrector de la UNA, Enrique Froilán Peralta y otros 8 acusados; y los citó para hoy, desde las 8 horas. Allí se buscará definir si la causa se eleva a juicio oral y público.

Mientras tanto fueron beneficiados con la suspensión condicional de procedimiento el concejal Lorenzo Mendieta Caballero, quien durante dos años debe pagar la suma de G. 2.084.000 en forma mensual. Este dinero es en concepto de reparación del daño social y debe completar el monto de G. 50.000.000.

Asimismo, Nélida Cogliolo de González también fue beneficiada con esta salida procesal y debe abonar en concepto de reparación del daño social ocasionado mediante el pago cada mes de G. 1.389.000 por el plazo de tres años hasta totalizar la suma de Gs 50.000.000. La jueza Caballero igualmente benefició con esta medida a la joven Chiara Jorgelina Noemí Izquierdo Sosa. La reparación por daño social es de G. 100.000 mensual, durante un año, hasta completar G 1.200.000.

Los depósitos de dinero deben hacerse a una cuenta a nombre del Rectorado de la UNA, habilitada en el Banco Nacional de Fomento y los comprobantes deben ser presentados trimestralmente ante el juzgado, como prueba de cumplimiento de la resolución. Los casos citados son solo ejemplo de la medida, ya que fueron varios.

Por otro lado, fue apartado definitivamente del caso, mediante el sobreseimiento definitivo, el mozo Jorge Arnaldo Giménez Paredes. La defensa ejercida por los abogados Dionisio Gavilán y Diana Mercedes Martínez solicitaron la salida procesal, teniendo en cuenta que el hombre ingresó a la institución en 1991 como mozo, ejerciendo dicha función desde entonces hasta la fecha. Agregó además, que al enterarse en el 2015, que cambió su rubro administrativo, fue ascendido a docente y solicitó la rectificación de dicho rubro.

Froilán Peralta (d), en los pasillos del Tribunal. Muchos opinaron que salió con una sonrisa más grande que su vergüenza.
Froilán Peralta (d), en los pasillos del Tribunal. Muchos opinaron que salió con una sonrisa más grande que su vergüenza.

Commentarios

comentarios

Mira también

Inicio de semana con jornada fresca a cálida

ASUNCIÓN.- La Dirección de Meteorología pronostica para hoy lunes un día fresco a cálido, cielo …