Inicio / Mundo / Golpe de Estado en Myanmar: masiva marcha de protesta mientras reanudan el acceso a internet

Golpe de Estado en Myanmar: masiva marcha de protesta mientras reanudan el acceso a internet

YANGÓN. Una multitud de decenas de miles de personas marchó este domingo por las calles de la ciudad más grande de Myanmar en protesta por el golpe de Estado de la semana pasada. La noticia de que se había restablecido la conexión a internet, bloqueada el día anterior, fueron el gran aliciente para la manifestación.

Las protestas iniciadas en varios puntos de Yangón confluyeron en la Pagoda Sule, en el centro de la ciudad. Los manifestantes corearon “Larga vida a madre Suu” y “Abajo la dictadura militar”.

Las autoridades habían cortado el acceso a internet cuando empezaron a crecer las protestas el sábado, avivando el temor a un bloqueo informativo total. El domingo por la tarde, sin embargo, usuarios en Yangón reportaron que el acceso desde sus celulares se había restablecido de pronto.

Los manifestantes querían revocar la toma de poder liderada por el Ejército el pasado lunes y reclamaban la liberación de la derrocada líder del país, Aung San Suu Kyi, y otros miembros destacados de su partido, la Liga Nacional para la Democracia.

El Ejército ha acusado a Suu Kyi, premio Nobel de la Paz, y a su partido de no atender sus denuncias sobre un fraude generalizado en las elecciones del pasado noviembre, aunque la comisión electoral dijo no haber encontrado pruebas que respaldaran las acusaciones.

Las crecientes protestas eran un recordatorio de la larga y sangrienta lucha por la democracia en un país que en la práctica estuvo más de cinco décadas bajo gobierno militar, hasta la gradual apertura de 2012.

El gobierno de Suu Kyi, que ganó de forma abrumadora en las elecciones de 2015, fue el primero dirigido por civiles en varias décadas, aunque veía su poder limitado por una constitución redactada por militares.

Durante los años de aislamiento de Myanmar bajo régimen militar, la Pagoda Sule fue un punto habitual de protestas políticas en favor de la democracia, especialmente durante el enorme alzamiento de 1988 y en la revuelta de 2007 liderada por monjes budistas.

El Ejército aplastó ambos alzamientos por la fuerza, y se estima que en 1988 hubo cientos, si no miles, de muertos. Aunque en la última semana se enviaron policías antimotines a vigilar las protestas, no se desplegaron soldados ni reportados enfrentamientos. (Fuente: agencias)

 

Commentarios

comentarios

Mira también

Covid: haberse contagiado no les garantiza a los jóvenes la inmunidad frente a la reinfección, advierten

NUEVA YORK. El contagio de coronavirus ofrece cierta protección a los jóvenes, pero no garantiza …