Los restos óseos serán sometidos a la prueba de ADN.
Inicio / Impreso / Identificación podría ser rápida

Identificación podría ser rápida

ASUNCIÓN.- El médico forense del Ministerio Público, Pablo Lemir, dijo que la identificación de los restos óseos hallados en una fosa de Tacuatí, dependerá de los elementos con que cuenten los investigadores. Informó que trabajarán con varias técnicas y espera que el ADN no sea necesario.

Explicó además, “vamos a trabajar en conjunto con la odontóloga forense del Ministerio Público y entre todos vamos a hacer la identificación. El tiempo de identificación puede ser muy rápido o sumamente lento, dependiendo de lo que encontremos. También tenemos que determinar la data de muerte y la circunstancia de la misma”.

El médico forense dijo que espera contar con los elementos suficientes para identificar al cuerpo sin necesidad de que se realice una prueba de ADN. Afirmó que la identificación podría ser rápida. “Esperamos encontrar suficiente material biológico para identificar. Buenas fotografías de la dentadura pueden ayudar”, refirió.

Los restos óseos encontrados ayer en una fosa dentro de una estancia de Tacuatí fueron trasladados hasta Asunción para su verificación. El trabajo forense se inició en horas de la noche.

“NO CREEMOS QUE ESTÁ VIVO”

Por su parte, la familia de Abraham Fehr sospechaba hace cinco meses que el secuestrado ya no estaba con vida. Ahora se confirmaría esa hipótesis con el hallazgo de restos óseos en una estancia que fue señalada por los epepistas, quienes nombraron al menonita como la víctima.

En ese sentido, David Fehr mencionó que hace cinco meses, ya comentaba que la familia tenía sus dudas y que consideraban que su ser querido ya no estaba con vida. Esto lo explicó al resaltar que las autoridades siempre les decían que Abraham seguía vivo, pero nunca pudo ser visto.

“Nosotros hace rato no creemos que está vivo, parece que no nos quieren contar. No puede ser que en dos años no sepan nada de él. Nosotros queremos saber la verdad, no podemos creer más que está vivo, porque no nos llega nada (prueba de vida). Difícil es saber que está vivo. Nosotros creemos que ya no existe más Abraham”, indicó David.

Los restos y los familiares del secuestrado fueron trasladados a la capital del país para realizar el análisis correspondiente del ADN para corroborar la identidad de la víctima.

Según el fiscal Joel Cazal, los familiares reconocieron el quepis que fue hallado entre los restos óseos y que sería del desaparecido, lo que afianza la principal hipótesis.

Commentarios

comentarios

Mira también

Ante inacción del Gobierno, médica recomienda: “Lo único que se me ocurre es quedarnos en nuestras casas dos semanas”

ASUNCIÓN. “Lo único que se me ocurre que podemos hacer es quedarnos en nuestras casas …