Más de 10 mil familias están fuera de los efectos de la pobreza y extrema pobreza gracias a la ejecución del programa Tenonderã.
Inicio / Impreso / Programa Tenonderã sacó a 10 mil familias de la pobreza en el país

Programa Tenonderã sacó a 10 mil familias de la pobreza en el país

 

ASUNCIÓN.- La actividad comercial se fortalece en la producción pecuaria sobre la base de un fuerte apoyo del programa Tenonderã. De un total de 10.215 familias beneficiadas por el gobierno a través de este proyecto, el 75% prosperó con negocios generados en diversos ámbitos; todos dentro de la industria agropecuaria. Sobresale el ganado vacuno con el 33% de incremento de los negocios. Un elevado porcentaje de estas familias prefiere producción pecuaria que agrícola. 

Hasta diciembre pasado se registró un aumento importante de los negocios pecuarios iniciados por más de 10 mil familias apoyadas por el programa Tenonderã, segunda sección de un plan del gobierno para sacar de la pobreza y extrema pobreza a varias familias.

Este es primer informe de resultados ampliados de la ejecución de Tenonderã que apunta a la distribución financiera y de herramientas para la independencia productiva de los beneficiarios.

El informe de la Secretaría de Acción Social (SAS) explica que “la producción animal concentra más del 75% de los negocios apoyados por el programa”. En desglose por actividad se nota claramente un repunte importante a resultados anteriores.

Destaca que “el ganado vacuno ya ha superado el 30% (3.131 familias), las aves de corral superan el 22% (2.281 familias) y los cerdos, colmenas, ovejas o cabras se mantienen en el 18,4%, practicada por 1.881 familias participantes”.

Héctor Cárdenas, ministro de la SAS, explicó que “cada uno de estos subrubros de producción animal supera por más de 2 veces a la siguiente modalidad de inversión en la preferencia de las familias” y reveló que existe “una notable voluntad de las familias participantes”.

ACTIVIDAD AGRÍCOLA

Casi proporcionalmente al crecimiento de la actividad pecuaria se retrae la agrícola y la explicación es que las familias ven un negocio más lucrativo en la producción animal que en la agrícola.

Dice el informe que “inicialmente las inversiones agrícolas tenían una presencia del 13%, ubicándose después de la producción animal, con una incidencia pequeña, pero importante en la distribución”. Pronto esta presencia comenzó a caer “y quedó relegada entre las actividades residuales, con una participación inferior al 5 %”.

Nuevos negocios van surgiendo, como las despensas que van ganando espacios y se ubican como segundo por detrás de la producción animal. Dice SAS que “de hecho está dividida en dos modalidades: el almacén tradicional o despensa, que aparece como tercera opción, practicada por el 6,6% de las familias (736 familias participantes)”.

Commentarios

comentarios

Mira también

Región Sanitaria de Central organiza vacunación en barrios de Central para este sábado

Asunción.- En las ciudades de Lambaré, San Lorenzo e Ypané se realizará una jornada de vacunación …