Dilma Rousseff, presidente de Brasil.
Inicio / Mundo / Semana clave para Dilma, su salida está “cantada”

Semana clave para Dilma, su salida está “cantada”

Arrancó la semana decisiva para la presidente Dilma Rousseff, de acuerdo con sondeos previos en la Cámara de Senadores, el Senado votará a favor del juicio político de la mandataria, este miércoles, donde una mayoría simple puede aprobar la separación del cargo. Rousseff está acusada de alterar los números oficiales de su mandato.

BRASILIA.- Si la repuesta mayoritaria es sí, la mandataria deberá abandonar el gobierno por 180 días y en su reemplazo asumirá el vicepresidente Michel Temer, quien en los últimos meses se destapó como claro adversario de Dilma.

El próximo miércoles (11 de mayo) se iniciará la votación formal en el Senado. Los 81 senadores tendrán un promedio de 15 minutos cada uno para intervenir en el debate, lo que podría arrastrar la sesión durante más de 20 horas. La  votación será electrónica por el Si o No y los resultados aparecerán en la pantalla.

El viernes 13 de mayo, en caso de que se vote a favor del impeachment, la presidente Dilma Rousseff será notificada. A partir de entonces, Dilma estará lejos del poder por 180 días y se inicia el juicio político.

En caso de que el juicio prospere, el vicepresidente, Michel Temer, asumirá el poder como presidente interino. Rousseff ha acusado al vicepresidente de ser uno de los cabecillas de un intento de “golpe”.

La presidente está enemistada con Temer pues éste ya ha comenzado a articular la composición del gobierno que debería asumir una vez que la mandataria sea notificada oficialmente del inicio del juicio.

DESDE EL PT YA ORGANIZAN LA DESPEDIDA

Dilma Rousseff ya se prepara para dejar el Palacio del Planalto tras la votación de su impeachment el próximo miércoles en el Senado, y ultima los detalles de la que será su vida en el “búnker de resistencia” del Palacio da Alvorada, la residencia presidencial.

De aprobarse la apertura del juicio político, se espera que Dilma sea oficialmente notificada. Desde el gobierno y el Partido de los Trabajadores (PT) ya planean una suerte de ceremonia de despedida, con la presidenta que baje la rampa del Planalto rodeada de sus principales ministros, líderes del PT (incluso tal vez Luiz Lula da Silva), y representantes de los movimientos sociales.

“Hay que salir con la cabeza erguida, con la certeza de que estamos del lado correcto de la historia”, dijo la senadora petista Gleisi Hoffmann, ex jefa de Gabinete de Dilma, horas antes de que la Procuraduría General la denunciara a ella y a su marido, Paulo Bernardo, ex ministro de Comunicación y Planificación, de haberse beneficiado del esquema de corrupción en Petrobras.

Commentarios

comentarios

Mira también

Registran explosiones submarinas antes de las fugas en los gasoductos que unen Rusia y Europa

Este martes, dos explosiones submarinas fueron informadas en el mar Báltico a la altura de …