Viernes , septiembre 21 2018
Inicio / Impreso / Financiamiento narco, un problema “añetete”

Financiamiento narco, un problema “añetete”

De izquierda a derecha, Wilberto Cabañas (concejal departamental), Ulises Quintana (diputado), Mario Abdo Benítez (presidente de la República) y Roberto González Vaesken (gobernador del Alto Paraná).
FacebookGoogle GmailOutlook.comGoogle BookmarksTwitter

Con la confesión del diputado Ulises Quintana queda en evidencia que el movimiento Colorado Añetete recibió dinero del narcotráfico tanto en las internas coloradas como en las elecciones generales. Este es un ejemplo claro de que la ley sobre financiamiento político merecía una urgente modificación, algo que impidió la mayoría de abdistas y opositores de la Cámara de Senadores.

ASUNCIÓN.- Quintana dijo que Reinaldo Cabañas, alias “Cucho”, era su amigo y que no tenía idea del tipo de negocios que éste realizaba en Alto Paraná. Dijo que lo que conoce de él es que es un empresario hotelero, pero no el capomafioso que resultó ser y por lo que ahora está detenido.

Hasta aquí se podría pensar que Quintana pecó de ingenuo, pero cuando él mismo comete el sincericidio de decir que “Cucho” le financió su campaña política y también gran parte de la del movimiento de Abdo Benítez, de tal manera que el diputado le invitó al acto de asunción del nuevo gobierno, ya tenemos la sensación de que nos quieren tomar del pelo.

Claro que será difícil demostrar que miente, justamente porque el Senado rechazó la modificación de la ley mencionada, que prohibía las donaciones anónimas, que hoy figuran en la planilla como NN y que pueden provenir de donde fuera, con la que se pretendía que las mafias, especialmente la del narcotráfico, siguiera poniendo y sacando candidatos a cargos electivos, a nivel nacional, departamental y hasta municipal.

Hace años que se tienen pruebas de que la narcopolítica está instalada en las cámaras del Congreso, y no sería raro pensar que uno de sus expositores pudiera ser el diputado abdista que acaba de meter al movimiento que maneja el presidente Mario Abdo Benítez en un berenjenal del que le costará salir sin que se piense que Colorado Añetete es uno de los sectores políticos que está financiado por los narcos.

La relación entre Quintana y Cucho era tan cercana que, incluso, el legislador llevó a su “amigo” a la casa de Abdo Benítez, con quien posó de manera absolutamente descarada, salpicando de un solo tiro al presidente, quien ahora tiene la obligación de encontrar alguna explicación creíble sobre la foto que circula por los medios y las redes sociales, sin que su compromiso con la lucha contra la delincuencia termine seriamente comprometida en materia de credibilidad.

Commentarios

comentarios

Mira también

Rehabilitaron baños del hospital de Luque

LUQUE, Dpto. Central.- Todos los baños públicos, del Hospital Regional de esta localidad  que se …