domingo , abril 21 2019
Inicio / Columnistas / Los que dicen ser grandes demócratas

Los que dicen ser grandes demócratas

Por: Cirilo Ibarra Enciso.
Por: Cirilo Ibarra Enciso.

Hace una semana se tuvo un nuevo ejercicio de la democracia en nuestro país, con los comicios internos en Ciudad del Este, para luego elegir a los candidatos a intendente municipal. Sin embargo, y como siempre, los que dicen ser grandes demócratas no tuvieron precandidatos propios, porque para ellos las internas no existen.

Para ellos, las internas son los acomodos entre 4 paredes, se reparten los cargos sin importarles lo que dice su pueblo. Sí, aquellos que conforman la mal llamada “oposición democrática”, que está más bien en un sector de conspiración, que parece tener la misión de destruir el orden democrático o hasta arrasar con la libertad de sus mismos seguidores.

Sí, aquellos referentes de los partidos de oposición que se pasan hablando de democracia, los que dicen que son demócratas, nunca ni se asoman en las elecciones internas. Para ellos la democracia es acomodarse entre ellos y “atornillarse” a los cargos.

Por ejemplo, Frente Guasu es, supuestamente, una “Concertación Política de partidos y movimientos progresistas del Paraguay – Con el pueblo siempre Paraguay para todas y todos”. Hasta parece un chiste, porque el grupo esta manejado por Fernando Lugo, Carlos Filizzola, Hugo Richer, Esperanza Martínez, Sixto Pereira y por ahí nada más.

Ahora se vio que la supuesta tercera fuerza electoral del país, en el interior ya no tiene ningún ingenuo que quiera poner la cara por esta concertación “democrática”. Ni en Ciudad del Este, una de las más importantes del país, encontró alguien que se anime a “quemarse” en representación del FG.

Es que también en esta ocasión hay “mucho ruido y pocas nueces”, solamente un cargo se disputa, el de intendente y encima, por muy poco tiempo, apenas un año y medio.

No hay mucho que repartir, solo el botín Intendencia, razón por la que Teodoro Mercado (PLRA) y Miguel Prieto (Movimiento Conciencia Democrática) no llegaron a un acuerdo. Nadie quiere dar paso al costado, porque quien llega (si es que llega uno de ellos), en un año y medio deberá juntar, a brazos partidos, todos los que pueda.

Una muestra de esto se tuvo la semana pasada, cuando fracasó el intento por juntar, Mercado y Prieto, sus respectivos equipos políticos. No prosperó la alianza y estos candidatos de la oposición correrán cada uno por su lado.

Lanzaron diversos motivos o tal vez simples excusas, porque la verdadera razón es que ninguno de los dos quiso desaprovechar la posibilidad de llegar al cargo de intendente y así asumir la administración de la segunda ciudad más importante del país y que tiene uno de los mayores presupuestos. Tentadora “oferta” por ese lado y al parecer es lo único que importa.

Por de pronto, el grupo de luguistas, que se presenta como de la oposición, pero cada día parece peor que el fascismo, no tiene nada definido en Ciudad del Este. Seguro está buscando acomodarse y tiene varias alternativas y no sería nada raro que intente acercarse al mismo Wilberto Cabañas, candidato de la ANR. Los demás quienes irán a las elecciones el próximo 5 de mayo, son Raimunda Robles (Frente Amplio) Lilian Canela (Partido de la Juventud) y por el Partido Verde Paraguay, Eder Estigarribia.

Y así son estos “demócratas”, que nunca tienen elecciones internas, por lo que en los altos cargos están los mismos de siempre.

Es evidente que hablan de democracia, sin saber si quiera lo que significa. La democracia constituye una opción de alcance social, donde para la Ley todos los ciudadanos gozan de libertad y poseen los mismos derechos, y las relaciones sociales se establecen de acuerdo a mecanismos de elecciones.

La democracia tiene sus bases en el antiguo griego y se forma al combinar los vocablos demos (que se traduce como “pueblo”) y kratós (que puede entenderse como “poder” y “gobierno”). El pueblo no existe para los “demócratas” de nuestro país.

Las clasificaciones de gobierno ya fueron impulsadas por Platón y Aristóteles y las mismas aún perduran en su esencia. Mientras que la monarquía es el gobierno que se concentra en una única persona, que sería el Frente Guasu, por ejemplo, con Fernando Lugo.

La democracia es el gobierno “de la multitud” (Platón) o “de la mayoría” (Aristóteles).

Y los “demócratas” paraguayos, cuando hablan de Ciudad del Este, por ejemplo, destacan que “este es el verdadero cambio, el cambio de un modelo corrupto al transparente. Un cambio que signifique democracia y habilitar al ciudadano a controlar cómo se usan los recursos”, como resaltó Efraín Alegre, por ejemplo.

Y miren quien habla de transparencia y democracia, ni su gestión al frente del PLRA no puede transparentar y ahora habla de gente que ni siquiera es de su partido.

Y dentro de ese ambiente, el sector de la oposición, cuyos principales partidos son el Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) y el Frente Guasu, analizan nuevamente una posible alianza para las próximas elecciones municipales de Ciudad del Este.

Definitivamente estos de la oposición, no son demócratas, si son simples sinvergüenzas, oportunistas y vividores.

Commentarios

comentarios

Mira también

Definen actos conmemorativos de la Guerra contra la Triple Alianza

La Comisión Nacional del Sesquicentenario definió en su reunión mensual el cronograma de actividades conmemorativas …