domingo , agosto 18 2019
Inicio / Impreso / Se acabó el gran robo de la veda

Se acabó el gran robo de la veda

Por: Cirilo Ibarra Enciso. Periodista de ADN en Mariano Roque Alonso
Por: Cirilo Ibarra Enciso. Periodista de ADN en Mariano Roque Alonso

Por mucho tiempo y durante los sucesivos gobiernos anteriores, la veda de pesca era sinónimo de gran corrupción. El subsidio que otorga el Estado a los afectados era el mejor negocio para muchos.

Y no solamente los pescadores o supuestos pescadores formaban parte de esa rosca, también las autoridades de las entidades encargadas de los controles y especialmente las que distribuían la plata, fueron las principales beneficiadas.

Hoy, para desgracia de aquellas personas avivadas, se acabó el gran robo en nombre de la veda pesquera. Este lunes 7 de noviembre comienza el tiempo de prohibición establecida por ley y una vez más el Estado ahorrará mucha plata, este año unos tres millones de dólares, en comparación al rubro establecido en concepto de subsidio hasta el 2012.

Cuando asumió el actual gobierno, unos 24 mil fueron los registrados, entre pescadores y familiares. Una gran mayoría ni siquiera conocía los ríos, porque solo aparecían a la hora de percibir el beneficio

Curiosamente, durante el gobierno de Fernando Lugo se tuvo el mayor aumento de número de quienes cobraban. Se incrementó de 18.000 a 24.000. Fue tanta la corrupción que, concejales municipales, familiares de intendentes, funcionarios públicos, directores, docentes, empleados del sector privado con seguro del Instituto de Previsión Social (IPS), con salarios que superaban el salario mínimo, accedían al subsidio.

Asimismo, en cruzamiento de datos con el Servicio de Sanidad Animal (Senacsa), se encontraron personas que tenían entre 300 a 400 cabezas de ganado, entre otros que figuraban como pescadores, a fin de percibir el beneficio.

Hasta el año pasado, la depuración fue de casi 9 mil personas, que sin dudas fue un gran logro de la Secretaría de Acción Social (SAS) y porque no, de la Secretaría del Ambiente. “Gracias al trabajo de depuración se pudo destinar ese dinero a cubrir otras necesidades de la población, en sectores como salud, educación etc.”, manifestó Héctor Cárdenas, ministro de la SAS.

Vale recordar que entre las disposiciones de la veda, se establece que el pago del subsidio por veda pesquera “se hará por Unidad Familiar que se encuentra en situación de pobreza o extrema pobreza, para cuyo efecto el titular deberá acreditar que su única tarea cotidiana es lo proveniente de la extracción de especies ictícolas en ríos y arroyos del país”.

Agrega que los transgresores, a más de la devolución de lo indebidamente percibido, deberán enfrentar las responsabilidades civiles y penales correspondientes en cada caso.

Lastimosamente, es difícil la perfección y siempre hay y habrá entidades que no acompañan las buenas acciones. En este sentido, el Poder Judicial no acompaña en absoluto, porque pese a las denuncias y con pruebas de cobros indebidos, ninguno es castigado.

Y quienes por años disfrutaron de la “fresca viruta”, hoy nadie es molestado ni para averiguaciones y hasta ya se esfuma toda posibilidad de exigirles a esos pescadores mau que devuelvan la plata que panchamente “robaron”.

Commentarios

comentarios

Mira también

Duplicación de rutas 2 y 7: pagan US$ 798.000 por indemnización

CAAGUAZÚ.- Para avanzar con el proyecto de duplicación de las rutas 2 y 7, en …