Martes , diciembre 11 2018
Inicio / Impreso / Un año después, hallan submarino ARA San Juan

Un año después, hallan submarino ARA San Juan

Los restos de lo que sería el submarino ARA San Juan.
FacebookGoogle GmailOutlook.comGoogle BookmarksTwitter

Las autoridades de la Armada Argentina confirmaron este sábado que el submarino argentino ARA San Juan, fue localizado en el océano Atlántico tras un año y un día desaparecido, se partió en varias partes en un área de 80 por 100 metros, según el informe realizado por la compañía encargada de la búsqueda. El buque, en el que viajaban 44 tripulantes, se encuentra 907 m de profundidad en un lugar próximo adonde se registró la anomalía hidroacústica el día que desapareció.

BUENOS AIRES.- “La ubicación exacta es muy próxima a la ubicación del informe de la anomalía hidroacústica (consistente con una explosión, detectada por agencias internacionales en 2017), el área donde habíamos asignado un 90% de probabilidades que estuviese. Todas las marinas buscaron en ese área”, reconoció José Luis Villán, jefe de la Armada.

Acompañado por el ministro de Defensa, Oscar Aguad, entre otras autoridades, Villán concretó que el submarino fue hallado a 907 metros de profundidad. Según las imágenes obtenidas por el robot sumergido por la empresa Ocean Infinity -contratada por el gobierno para realizar la búsqueda, que duró dos meses- el área de escombros es de 80 por 100 metros.

“Esto sugiere, falta la certeza, que podría haber implosionado, colapsado muy cerca del fondo. Porque el desprendimiento de escombros es muy acotado en el área”, detalló por su parte el capitán Enrique Balbi.

En concreto, se detectó una “sección mayor”, que es el casco resistente, la parte habitable del submarino, que mide de 25 a 30 metros y otras tres partes del buque en menores dimensiones y formas que coinciden con la sección de proa, popa y la vela.

“Todo el casco resistente, si bien está en una misma unidad, no está partido. Está en una sola pieza pero sí deformado y abollado hacia el interior, producto de la presión externa de la columna hidroestática. Lo que hace la presión externa del mar es abollar hacia adentro el casco”, agregó Balbi.

El capitán señaló que los restos han sido hallados a 500 kilómetros de la costa, a la altura del golfo de San Jorge.

Balbi añadió que el viernes a la noche se ubicó la posición en el mar del “contacto” que había detectado la empresa y “en horas de la madrugada (de ayer)” operó el robot para descender e identificar “fehacientemente” al submarino, del que hasta el momento solo se han difundido imágenes preliminares de baja calidad por la turbulencia y salinidad de la zona.

ARGENTINA CARECE DE MEDIOS PARA RESCATAR LOS RESTOS DEL SUMERGIBLE

Una de las imágenes del submarino Ara San Juan, antes de que desapareciera.
Una de las imágenes del submarino Ara San Juan, antes de que desapareciera.

 Tras el hallazgo del submarino Ara San Juan, el gobierno de Mauricio Macri, deberá ahora decidir si atiende al reclamo de los familiares y emprende el rescate del casco, una operación compleja y costosa para la cual Argentina no tiene la tecnología necesaria, o deja que los cuerpos de los 44 marinos descansen para siempre en el fondo del mar.

Lo que ha quedado claro es que las familias no deben esperar un rápido rescate. “Será difícil”, advirtió el ministro de Defensa argentino, Oscar Aguad, porque no tienen los equipos para sacar a flote el submarino.

“No teníamos medios ni siquiera para bajar a las profundidades del mar. Tampoco tenemos equipamiento para extraer un buque de estas características”, dijo este sábado en Buenos Aires. A su lado, el jefe de la Armada, José Villán, pidió “prudencia” a las familias. “Hay dos límites que exceden nuestro conocimiento. El primero es legal, porque es la Justicia la que debe determinar cuándo se pueden remover las partes del submarino. El otro límite es práctico. Se le preguntó a la empresa (si era posible reflotar el casco) y dijo que, si bien había posibilidades, antes debíamos tener la ubicación y la masa de lo que hay que extraer. Ahora no podemos ni afirmar ni negar que pueda ser reflotado”, explicó.

El casco del ARA San Juan “está totalmente deformado, colapsado e implosionado” y “sin aberturas de consideración”, dijo Gabriel Attis, jefe de la base naval de Mar del Plata. En un informe que leyó a los familiares de las víctimas del accidente, Attis explicó “el casco resistente (donde se alojan la tripulación y los equipos) se observa muy deformado hacia el interno, la calota de proa visiblemente íntegra y compartimento de torpedos y cámara de oficiales totalmente colapsado”, añadió.

JUEZA QUE LLEVA LA INVESTIGACIÓN DICE QUE EL DESCUBRIMIENTO ACABA CON “ELUCUBRACIONES”

La jueza Marta Yáñez, encargada de la investigación sobre el submarino argentino ARA San Juan, encontrado ayer en el fondo del Atlántico tras un año desaparecido, declaró que se termina así con “un montón de elucubraciones” y las familias de los 44 tripulantes podrán “procesar el duelo”.

“Especulaciones hubo millones, como que fue desguazado en Ushuaia o que estaba secuestrado en Malvinas. Esto descarta muchas hipótesis y baja a tierra un montón de elucubraciones que hubo de las que jamás me dejé llevar”, señaló la titular del juzgado de la ciudad patagónica de Caleta Olivia, donde se tramita el expediente.

La magistrada declaró que la llamaron de la Armada a medianoche de este sábado para contarle que se había encontrado el submarino, y le pidieron que no dijera nada hasta que se lo comunicara a los familiares.

“Haberlo ubicado es una forma de que los familiares puedan procesar el duelo”, sentenció.

Sobre la ubicación del submarino, a 900 metros de profundidad y en torno a 500 kilómetros de la costa argentina, Yáñez declaró que “no es lo mismo hablar con teorías” que poder hacer análisis con las imágenes que van a tener para peritar con especialistas. “Ello llevará mayor grado de certeza, más allá de lo que se pueda decir”, agregó.

La compañía Ocean Infinity iba a abandonar el viernes la búsqueda, en principio de forma temporal, hasta que en las últimas horas decidió volver a revisar diversos puntos documentados y se dirigió al lugar donde se ha hallado el punto de interés definitivo, donde según la Armada coincide con la zona desde la que se comunicó por última vez el comandante de la nave el 15 de noviembre de 2017.

LOS FAMILIARES, ENTRE EL ALIVIO Y LA ANGUSTIA TRAS LA NOTICIA

Familiares de los tripulantes del sumergible.
Familiares de los tripulantes del sumergible.

 La devastadora noticia de la desaparición, la de la explosión luego y ahora la del hallazgo del buque en el fondo del mar, dejó en shock a los familiares de los 44 marinos del ARA San Juan. Están profundamente doloridos y solo buscan consuelo.

Se atravesó una larga noche en la que el dolor empezó a transformarse en alivio: “Ahora sabemos dónde está, podemos comenzar el duelo”, resumió Jorge Villarreal, padre del teniente de navío Fernando Vicente Villarreal.

Las primeras reacciones de los familiares incluyen sentimientos encontrados. Jorge sintetizó que hay alegría, alivio, pero también dudas y sospechas.

Jorge estaba en pleno contacto con más familiares de los héroes del San Juan en el momento de la confirmación de la noticia y pudo comenzar a sondear las primeras sensaciones. Las reacciones fueron diversas: “Hay alegría por la novedad, pero algunos se descompensaron”, contó.

Commentarios

comentarios

Mira también

Exdirectivos de Ford condenados por complicidad con dictadura argentina

BUENOS AIRES.- Dos exdirectivos de Ford fueron condenados a 12 y 10 años de prisión …